Esperan lo peor con ‘Matthew’; prevén que se fortalezca

El huracán Matthew, la tormenta más poderosa en el Caribe en casi una década, se dirigía ayer hacia Bahamas y la costa oriental de Estados Unidos tras azotar Haití y República Dominicana, donde su paso dejó 25 muertos.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos, con sede en Miami, informó ayer por la tarde que Matthew azotaría a las Bahamas ayer y hoy, y se esperaba que este jueves por la noche esté muy carca de Florida.

Los vientos máximos sostenidos de la tormenta llegaban a unos 195 kilómetros por hora ayer por la tarde.

El primer ministro de Bahamas, Perry Christie, instó a los habitantes de las costas meridionales a que evacuaran la zona. “Consideren seriamente trasladarse a tierras más altas. Los fenómenos naturales pueden ser violentamente impredecibles”, advirtió.

El aeropuerto y puerto de la capital, Nassau, y otras terminales diseminados en el archipiélago fueron cerrados.

En Estados Unidos se ordenó la evacuación de millones de personas en la costa sureste y el gobernador de Florida, Rick Scott, advirtió a residentes que se preparen para la llegada del huracán, que podría ser catastrófica.

Los estados de Florida y Carolina del Norte solicitaron ayer la declaratoria del estado de emergencia para poder acceder a recursos federales.

Carolina del Sur ordenó la evacuación de las costas a partir de ayer. “Nuestro objetivo es que la población se sitúe a al menos 150 kilómetros de las costas”, declaró la gobernadora Nikki Haley.

El presidente Barack Obama, quien pospuso un mitin en Miami con la candidata demócrata, Hillary Clinton, instó ayer a los habitantes del sudeste del país a que se prepararen para la inminente llegada de Matthew.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.