Violenta pero con corazón

Los cientos de seguido­res de The Walking Dead quedaron en shock cuando descubrieron, en el primer capítulo de la séptima tem­porada, que Negan (Jeffrey Dean Morgan) había matado a batazos a Glenn y Abraham, dos personajes claves dentro de la trama de este progra­ma que se ha hecho acree­dor de dos premios Emmy por Mejor Maquillaje para una serie.

La escena, que se compar­tió infinidad de veces en las redes sociales, fue para mu­chos un indicio del tono os­curo que tomaría a partir de ese momento esta emisión que mañana llega al final de la primera mitad de temporada.

“La gente quedó muy im­pactada con el primer capítu­lo de la temporada y con justa razón. Es una escena suma­mente brutal que presencia­mos con Glenn y Abraham y el público quedó muy impresio­nado. Como actores entende­mos que así sea, sin embargo, también es un homenaje al cómic y creo que si no lo hubiéramos hecho de esa manera, si hubié­ramos llevado las cosas en distinta dirección, una dirección más se­gura, no hubiera te­nido el mismo impacto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.