Primera cuenta pública de la administración de Raúl Morón, con el sello de la austeridad

En sesión extraordinaria de Cabildo se aprobó el informe del cuarto trimestre de la cuenta pública 2018 por mayoría, el cual a decir de los Regidores estuvo marcado por una política de austeridad, de contención del gasto corriente y con la modificación a la anualidad anterior fue de 2 mil 448 millones 938 mil 44 pesos en su totalidad.

El presidente municipal, Raúl Morón Orozco refirió que en la presente administración municipal la meta es la transparencia y ofreció que los integrantes de Cabildo puedan tener información y acceso al estatus de las obras públicas del municipio.

Refirió que una de las herramientas para aminorar el gasto corriente, fue la adquisición de las unidades vehiculares que se utilizaban por arrendamiento en la administración municipal pasada, 100 automotores los cuales el gobierno municipal pudo obtener con un finiquito preferencial a un precio residual y dichas unidades se destinaron a áreas operativas del Ayuntamiento de Morelia.

En este sentido, Morón Orozco adelantó que se realiza un estudio para revisar sí puede disminuirse aún más la flotilla municipal y ofrecería a Cabildo el detallar la ubicación de cada automotor y el servicio que presta en favor de la ciudadanía en cada área municipal designada.

Informó que la documentación de éste cuarto trimestre del ejercicio fiscal 2018 sí bien pudiera haber tenido un retraso se debió a la toma de las instalaciones municipales que se tuvieron en semanas pasadas.

Asimismo, la regidora Rosalva Vanegas Garduño reconoció el trabajo realizado en las comisiones, la Contraloría y Tesorería que en conjunto trabajaron en el dictamen de la cuenta pública del 2018, en el informe del cuarto trimestre. Además de que en la presente administración municipal y sus esfuerzos de medidas de austeridad y compactación de los sueldos se logró un equilibrio del presupuesto al cierre de la anualidad anterior “No se gastó más de lo que se ingresó”, recalcaría.

Por su parte, el regidor Rubén Pedraza Barrera afirmó que se tuvo un avance importante del estado que guarda la hacienda pública municipal y que cada integrante del cuerpo colegiado tiene como responsabilidad revisar en qué se gastan los recursos municipales.

Pedraza Barrera aseveró que a la llegada de la administración municipal se tomaron medidas de contención del gasto y no aumentar la deuda pública, con los recursos disponibles se siguieron obras y acciones sin dejar de lado la prestación de servicios públicos y programas para atender a la población que permitiera el desarrollo en materia de salud y educación para el desarrollo de la población moreliana.

Manifestó que se dio continuidad a la obra pública que se tenía en marcha y se atendieron temas de bacheo, habilitación de áreas verdes del municipio y limpieza. A la par de resaltar la adquisición de la flotilla municipal que con anterioridad, en la administración municipal anterior era arrendada.

A su vez, el integrante de Cabildo Maribel Rodríguez Álvarez afirmó que las unidades de transporte municipal adquiridas coadyuvarán en la prestación de servicio a la ciudadanía.

Además, la regidora María Guadalupe Alcaraz Padilla refirió que la administración municipal del alcalde, Raúl Morón está marcada por una política de austeridad en la que todas las autoridades municipales contribuyeron a lograr ahorros y no caer en excesos de anteriores Ayuntamientos.

Alcaraz Padilla estimó que durante la presente administración municipal se podrá tener presupuestos más equilibrados y que los recursos no sólo se destinen a obra pública sino a la labor social focalizada a disminuir pobreza y necesidades de la población como la salud.

En otro orden de ideas, el presidente municipal, Raúl Morón anunció que el Fondo de Desastres Naturales (FONDEN) otorgará 179 millones de pesos, enfocados a la prevención de contingencias por fenómenos meteorológicos y el Ayuntamiento de Morelia se mantiene comunicación con la Comisión Nacional del Agua para realizar acciones a partir del mes de marzo del presente.

Aseveró que fue una ardua labor para que no se presenten dificultades mayores a los habitantes de las zonas bajas del municipio ante los escurrimientos dejados por las precipitaciones pluviales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.