Cultivos de higo, durazno y pera, al Programa de Agricultura Sustentable de Michoacán

Morelia, Michoacán.- Productores de durazno, pera e higo, de Morelia y municipios aledaños, ingresaron al Programa de Agricultura Sustentable que impulsa el Gobierno de Silvano Aureoles Conejo en Michoacán. Para ello, establecieron una parcela demostrativa en las instalaciones del Tecnológico Del Valle de Morelia, en donde estudiantes de agronomía de la institución, darán seguimiento y evaluarán resultados.

Al respecto, Rubén Medina Niño, titular de la Secretaría de Desarrollo Rural y Agroalimentario (Sedrua), dio a conocer que productores de diferentes cultivos, se suman cada vez más al programa, gracias a los resultados que se están obteniendo en maíz, limón y zarzamora.

Detalló que, en Michoacán, el cultivo del higo se ha incrementado en un 350%, al pasar de 50 hectáreas a cerca de 400, distribuidas en más de 30 municipios.

En tanto, que, en producción de durazno y pera, Michoacán es número uno a nivel nacional al producir más de 163 mil y 27 mil toneladas, respectivamente. Por lo anterior, consideró que aplicar los insumos del Programa de Agricultura Sustentable en estos frutos, potenciará y mejorará la producción, y, además, sentará un gran precedente al producir con calidad, sanidad e inocuidad.

Por su parte, la delegada Región Cuitzeo, Ma. De la Lus Ríos Salinas, resaltó que los productores: José Mora Álvarez y Arnulfo Ávila, están convencidos de los resultados, porque ya los aplicaron en cultivos de maíz, trigo, agave, garbanzo, por citar algunos.

Ríos Salinas, refirió que, en los municipios de Charo, Indaparapeo, Santa Ana Maya, Cuitzeo y Zinapécuaro, por citar algunos, existe una gran aceptación del programa y mucha demanda de insumos, porque ya comprobaron que los productos elaborados por los académicos e investigadores de Chapingo del Politécnico Nacional, funcionan de una manera extraordinaria.

Resaltó que, entre las bondades de los productos, se encuentra el que se está recuperando la nutrición de los suelos, se bajan los costos de producción hasta en un 60 por ciento; hay más y mejor producción, y una nueva mentalidad y convicción para sembrar de manera más amigable con el medio ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.